Seguridad y fiabilidad derivadas

Deriv es un bróker de confianza con una excelente reputación. Ofrece varios activos de negociación como CFD sobre índices bursátiles, metales preciosos y criptodivisas.

También cuenta con un equipo de atención al cliente disponible 24/7/365. Además, el bróker ofrece una cuenta demo para que los operadores puedan aprender más sobre el trading en Forex.

Para asegurarse de que se conecta a una red WiFi pública real, segura y fiable

Hay puntos de acceso WiFi públicos en cafeterías, bibliotecas, aeropuertos, centros comerciales, hoteles y muchos otros lugares públicos donde puedes conectarte a Internet gratuitamente. Pero es esencial saber cómo proteger tus datos en estas redes.

Las redes WiFi ofrecen a los usuarios la comodidad de compartir datos confidenciales, pero los hackers y delincuentes suelen aprovecharse de ellas para robar información sensible de víctimas involuntarias. Aunque los ciberdelincuentes suelen carecer de los recursos necesarios para atacar a grandes empresas o sistemas financieros, pueden robar pequeñas cantidades de datos de varios usuarios simultáneamente, lo que se conoce como "dribling", que no suele recibir tanta atención como las brechas de mayor envergadura.

Hay algunas medidas sencillas que puede tomar para protegerse de estas amenazas. En primer lugar, comprueba las credenciales WiFi de cualquier red pública a la que te conectes.

Comprueba si una red pública tiene su propio SSID único; esto te ayudará a distinguir cuáles son legítimas y cuáles no. Si la red pública tiene SSID compartido, podría ser un honeypot inseguro utilizado por los ciberdelincuentes para recopilar información personal.

A continuación, asegúrate de activar la autenticación de doble factor para todos los sitios web y aplicaciones, lo que requiere proporcionar una contraseña y un código secundario que cambie con regularidad. Si lo haces, protegerás tu cuenta frente a los hackers, incluso si consiguen descifrar tu contraseña.

Además, evite descargar aplicaciones en redes públicas que contengan datos sensibles o sean accesibles a todo el mundo. Hacerlo supone un riesgo de seguridad importante, ya que podrías acabar enviando los datos de tu tarjeta de crédito a alguien desconocido, o dejando información valiosa que podría ser aprovechada por hackers malintencionados.

Por último, instale un software antivirus en su dispositivo. Esto no solo impedirá que el malware invada tu ordenador, sino que también puede detectar y eliminar virus que puedan haberse descargado a través de una red pública.

Por último, recuerda siempre que los SSID de las redes WiFi públicas son bien conocidos y a menudo utilizados por los ciberdelincuentes para desplegar routers falsos. Por tanto, antes de conectarte a cualquier red WiFi pública, pregúntale siempre su nombre y desactiva la conexión automática para que tu dispositivo no se una automáticamente al SSID si lo detecta.

Vuelva a comprobar las credenciales WiFi

Los teléfonos inteligentes, las tabletas y los ordenadores portátiles modernos vienen a menudo equipados con capacidades WiFi integradas que pueden ser una verdadera molestia si no se utilizan correctamente. Las conexiones Wi-Fi públicas ofrecen la ventaja de la comodidad, así como el ahorro de costes de costosos planes de datos y otros accesorios inalámbricos. Antes de nada, comprueba todas las credenciales creando una lista de los dispositivos que tienen acceso a tu red doméstica y de los que no.

Compruebe el cortafuegos y el antivirus de su dispositivo.

El software antivirus y el cortafuegos trabajan juntos para proteger tu dispositivo contra el malware. Emplean la detección heurística y otras técnicas para identificar posibles amenazas, mientras que algunos ofrecen actualizaciones automáticas, funciones de autolimpieza y cobertura frente a todo tipo de amenazas.

Muchos expertos en seguridad coinciden en que el software antivirus ideal es aquel que detecta y elimina las amenazas con precisión. Esto garantiza que el programa no borrará accidentalmente archivos limpios ni hará que el ordenador funcione con lentitud.

Algunos programas también ofrecen optimización del rendimiento del sistema para que su dispositivo funcione más rápido y sin problemas. Es esencial que seleccione un programa antivirus con bases de datos de amenazas actualizadas, que hayan sido rigurosamente probadas por laboratorios independientes.

Los programas antivirus modernos también tienen la función que le permite gestionar las notificaciones sobre actividades sospechosas, como las alertas del cortafuegos de su dispositivo u otras aplicaciones de seguridad. Se trata de una forma inestimable de estar al tanto de las ciberamenazas nuevas y emergentes.

El cortafuegos de tu dispositivo se encarga de bloquear el tráfico de red y verificar la seguridad de los datos antes de que puedan acceder a tu dispositivo. También impide que sitios web no deseados redirijan el tráfico a tu máquina, lo que es una forma eficaz de protegerse contra sitios maliciosos que pueden robar información personal.

Puede ayudar a proteger su sistema contra virus, troyanos y otros programas maliciosos que se propagan por Internet sin la interacción del usuario. Además, protege contra los hackers que intentan conectarse a su dispositivo a través de redes maliciosas o redes WiFi públicas abiertas.

Los virus y otros programas maliciosos son los tipos más frecuentes de ciberataques. Pueden suponer un peligro importante para su ordenador, borrando datos sensibles. Algunos incluso roban información personal como contraseñas o números de tarjetas de crédito.

Para evitar que tu ordenador se infecte, es esencial practicar una buena higiene en Internet, como visitar únicamente sitios web de confianza y descargar archivos de fuentes fiables. Además, el uso de una VPN segura puede cifrar todo tu tráfico e impedir que los hackers accedan a tu sistema.

Es esencial seleccionar un cortafuegos con capacidad de análisis en tiempo real. Estos programas suelen utilizar la detección heurística y otras técnicas, así como la supervisión del comportamiento, para detectar y detener los virus antes de que causen daños en su ordenador. Además, algunos pueden identificar y desactivar aplicaciones maliciosas en tu dispositivo, como las que escanean el historial del navegador en busca de publicidad o envían correo no deseado.

Compruebe la velocidad de conexión

La velocidad de conexión de tu proveedor de servicios de Internet puede influir mucho en la rapidez con la que navegas por la red. Incluso puede ralentizar el streaming de vídeo 4K de Netflix o los juegos en línea.

El ancho de banda (o capacidad) de tu conexión (o velocidad de ancho de banda) mide cuántos datos pueden pasar por ella a la vez. Se mide en megabits por segundo (Mbps) y depende de cómo utilices internet.

El ancho de banda puede dividirse en dos categorías distintas: carga y descarga. La velocidad de subida es esencial para transferir archivos grandes y enviar correos electrónicos, mientras que la velocidad de descarga es necesaria para el streaming de vídeo o la descarga de contenidos de sitios web como YouTube o Netflix.

Lo ideal es que las velocidades de descarga y subida coincidan o se aproximen, sobre todo en el caso de las empresas. Esto es especialmente crítico para VoIP y videoconferencias, así como para programas basados en la nube como Office 365 o juegos online.

Para comprobar las capacidades de tu conexión necesitas varias herramientas. Una prueba de velocidad te dará los datos necesarios para calcular su ancho de banda máximo posible.

Otra prueba útil para detectar problemas de conectividad de red es la prueba ping, que mide el tiempo que se tarda en enviar y recibir un paquete de datos entre dos puntos de una red. Puede ser una herramienta eficaz para diagnosticar problemas de conectividad, ya que indica cuándo hay un problema mostrando todos los paquetes que se han enviado y recibido, así como su temporización.

Por último, realiza una prueba de fluctuación para ver cuántos paquetes se retrasan o se pierden durante la transmisión entre tu dispositivo e Internet. Esto puede indicar problemas con tu proveedor de servicios de Internet o con el router de tu casa.

Para determinar la velocidad de tu conexión, realiza varias pruebas y compara los resultados. De este modo, podrás determinar si tu velocidad de Internet satisface tus necesidades o si necesitas cambiar a una conexión más rápida.